Seleccionar página

Ya sabes que aquí en Alemania el Kaffee und Kuchen es la hora preferida de todo el mundo. La gran variedad de bizcochos y pasteles hace que se nos haga la boca agua, y si son caseros, mejor que mejor, ¿verdad?

Pues resulta que en una fiesta de Sankt Martin que realizaron en un centro familiar probé este bizcocho y me conquistó. Y cuando algo me gusta allá que voy a pedir la receta para hacerlo en casa y compartirlo contigo. Así nos vamos armando con un arsenal de recetas de repostería alemana para sorprender siempre a los invitados.

¡Allá vamos con la receta!

Bizcocho de mandarina y coco

Lo bueno de este bizcocho es que es muy ligero y el toque de mandarina con el coco le da un sabor diferente a lo que solemos comer más habitualmente. Así que vamos a por la receta que es muy fácil de preparar:

Ingredientes:

Tienes que preparar por un lado el bizcocho y por otro la cobertura.

Para el bizcocho vas a necesitar:

4 huevos

1 taza de azúcar

1 taza de aceite de girasol

1 sobre de levadura

3 tazas de harina

350 gr. de mandarinas en almíbar (peso de las mandarinas, no de la lata con el almíbar)

1 taza del almíbar de las mandarinas

Y para la cobertura necesitas los siguientes ingredientes:

Media taza de azúcar

1 sobre de azúcar vainillado

1 taza de coco rallado

Preparación:

Antes de nada pon el horno a precalentar a 175º con calor arriba y abajo.

Ahora ya puedes coger un bol e ir mezclando los ingredientes. Primero el azúcar con los huevos, y cuando estén bien integrados añade el aceite y el almíbar.

Añade ahora la levadura y la harina y mézclalo todo bien. Cuando lo tengas listo puedes añadir las mandarinas. Con esto ya tienes la masa del bizcocho. Así que ya puedes verterlo en un molde bien engrasado o con papel de horno.

La mezcla debe quedar con este aspecto.

Es momento de preparar la cobertura mezclando todos los ingredientes (coco rallado, azúcar y azúcar vainillada) en un bol. Cuando lo tengas listo puedes espolvorearlo sobre la masa cruda del bizcocho. Echa una capa generosa, que ya verás que aún así apenas sabrá a coco.

Cubre por completo la mezcla con la cobertura de coco.

Ya lo tienes listo, así que mételo en el horno y deja que se haga a 175º durante 40 minutos.

Cuando pase el tiempo, comprueba que se haya hecho bien el bizcocho pinchando con un cuchillo, si sale limpio ya tendrás listo tu bizcocho de mandarina y coco. Deja que se enfríe y disfruta de este kuche alemán.

Este bizcocho lo preparé para sorprender a Daniel por su cumpleaños.

Te voy a enseñar una foto del corte del bizcocho para que veas cómo queda por dentro.

Sale muy esponjoso y con el toque justo de mandarina y coco como para darle un ligero sabor.

Guten Apetit!

You have Successfully Subscribed!