Día de San Martin: una fiesta típica alemana

Día de San Martin: una fiesta típica alemana

El sábado pasado, se celebró en mi ciudad la fiesta de San Martin (Martinsfest), yo ya había escuchado hablar de ella y tenía curiosidad por ver en directo qué organizaban y cómo la llevaban a cabo, así que al caer la noche, me fui a la iglesia del centro de la ciudad que es donde celebraban esta fiesta tradicional alemana y religiosa.

Tenía entendido que este día se solía celebrar el 11 de noviembre, pero en Cottbus ha sido el 18 de noviembre, no sé si ha sido para no solaparlo con las celebraciones de las guarderías o porque aquí se celebra otro día… Pero normalmente alrededor del 11 de noviembre en toda Alemania tiene lugar esta fiesta tradicional.

Lo más típico de la fiesta de San Martin es el paseo que se da con los niños llevando sus farolillos o Laternen iluminados, y esto no me lo quería perder.

La fiesta de San Martin en Cottbus

El evento empezaba a las 17:00 en la iglesia del centro, a esa hora ya es de noche en Alemania y es el momento perfecto para lucir los Laternen de los niños por la ciudad. Llegué un poco tarde así que no sé qué hicieron al principio :S pero al menos llegué a tiempo para iniciar el paseo típico por la ciudad.

San Martin a caballo nos fue guiando en el recorrido por el centro. Detrás íbamos todas las familias paseando iluminando la ciudad con los Laternen de los niños, todas diferentes y algunas muy originales. Realmente el paseo fue muy cortito, una vuelta a la redonda que acabó en otro punto diferente de la iglesia. Pero ver una cola de familias iluminando el camino con farolillos es digno de ver.

Al acabar el paseo nos esperaba la representación de la historia de San Martin. Mi nivel de alemán no me ha permitido entender exactamente lo que contaban, pero como ya me había informado sobre la historia pues básicamente vi que representaron la parte en la que San Martin corta su capa de soldado en dos para darle la mitad a un mendigo que pasaba frío, el pueblo al enterarse de tal gesto fue corriendo con sus farolillos a avisar al resto de ciudadanos de tal noble gesto.

San Martin cortando su capa
Momento en el que San Martin corta su capa para dársela al mendigo.

Al terminar la representación ofrecieron a todos los asistentes un dulce, era un bollito con mermelada de fresa dentro, parecido a la berlina. Y lo que más me llamó la atención de aquí es que la gente no se avalanchó sobre el hombre para llevarse todos los dulces, al contrario, tenía que insistir para que la gente cogiera. 0_0 A mi el bollo me lo dio una familia que había cogido sin querer de más. Todos los que quisieron se llevaron su ración sin matarse por coger uno. En España nunca he visto un reparto de algo gratis de esa manera tan civilizada.

Después de esto las familias ya empezaban a irse, y quien quería se podía quedar junto a la hoguera a calentarse un poco, que venía bien. O también a hacerse fotos con los personajes y guardar más recuerdos de la fiesta.

Hoguera en San Martin

Durante toda la fiesta no faltó la música, en el paseo sonaban canciones típicas alemanas infantiles que los padres iban tarareando a sus hijos. Y al finalizar la representación cantaron una canción que hablaba del mismo San Martin.

La fiesta en total habrá durado 1 hora, no más, ha sido cortita, porque claro, no se puede solapar con la hora de acostarse de los niños (las 19:00), así que una fiesta corta, puntual y cada uno a su casa. De todas formas nos ha tocado lluvia durante casi todo el acto y no invitaba mucho a alargar la fiesta, así que también me fui para casa como el resto de familias tras pasar un rato entretenido y aprendiendo esta nueva tradición.

¿Conocías esta fiesta típica alemana?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *